Apuntes de Llanes

← Cáp. 5 • • Índice • • Cáp. 7 →

Capítulo VI, Libro I

Casa y linaje de Posada

I. Casas Solariegas

Romancesco es el origen de este linaje, que se precia descender de sangre real. Cuéntase que desavenido en Francia cierto noble mancebo con su padre, abandonó su patria, y viajó largo tiempo. Deseando ya fijarse, y no poseyendo tierra alguna donde edificar su vivienda, soltó su halcón y dijo:–donde aqueste halcón posare, allí será mi posada– y efectivamente, donde el ave posó, plantó su tienda, que convertida en casa más adelante, fue el solar de sus descendientes.

En el pueblo de Cardoso de este concejo de Llanes y del antiguo territorio de Aguilar, levanta sus toscos muros de romanica arquitectura, la casa de Guiana o Ixana, que es hoy la más antigua del valle de San Jorge. Tiénese por algunos a esta casa, propiedad actualmente de modestos labradores, como tronco y raíz de los Posadas, porque en el sitio donde se levanta, posó el halcón de la leyenda; y sin que tengamos datos para asentir o negar tal conjetura, diremos que no carece en absoluto de fundamento, puesto que antiguos poseedores de la casa de Ixana, disputaron y contendieron sobre llamarse pariente mayor de Posada.

Lo cierto es, que la casa y linaje de Posada en este concejo de Llanes es muy antiguo, muy noble y muy ilustre, así como tambien muy estendido, por que dentro del mismo concejo, se cuentan hace siglos y en la actualidad varias casas y familias distinguidas de este apellido.

Por ahora para nuestro propósito, solo conduce hablar de la casa solariega de Posada, que gozó hasta pocos años hace el señor Don Juan Dionisio de Posada Argüelles, y en la actualidad Don Sebastián de Soto Cortés, situada en el centro del pueblo de Posada, con una muy antigua torre, cuya grandeza manifiestan las muchas posesiones y haciendas que tiene en su contorno, capilla, huertas, prados, montes, &c.,sepulcros en el antiguo monasterio de San Antolín, y asiento y estrado para los dueños y sus mugeres en la misma iglesia de Posada.

También en esta villa tiene casa muy principal, con una magnífica capilla pegada a ella, bajo la advocación de María Santísima en su Concepción Inmaculada, en que hay cinco capellanías, todas de presentación del mayor de la casa, y entierros en dicha capilla para los dueños y sus hijos. Llámase casa del Cercado, por hallarse independiente de las demás casas de la villa en el Centro de prados, huertas y jardines, cercados de altas paredes por el Sur y el Oeste, y de las almenadas murallas de la villa por el Este y Norte, con un torreón circular en el ángulo de estos dos vientos. El frente de esta casa y capilla le constituye un terreno con árboles, dentro de las mismas cercas, cuyas grandes puertas de entrada por la inmediación a la iglesia parroquial, y de salida a la calle de Babilonia, tienen que estar siempre abiertas para el servicio público, considerándose aquel terreno como calle de la villa, y por eso la primera de las puertas tuvo siempre sobre su arco en el lado de fuera las armas de la casa, y en el lado de por dentro las armas de la villa.

II. Primeros poseedores de que hay memoria

En antiguos documentos se hace particular mención de los hijos y dueños de estas casas de Posada, y de todo este linaje, creyéndose con mucho fundamento, que no hay otro más antiguo que él en el concejo, ni tampoco más ilustre.

Entre las ruinas del monasterio de San Antolín de Bedón, se ven en el día dos sepulcros en forma de ataud, uno a cada lado de la puerta principal que levantan del suelo como un metro, desnudos de todo adorno, si se esceptúa el tosco y gastado relieve del Calvario, y un águila, dentro de un escudo en el uno, propiedad de los Señores de Aguilar o álvarez de Asturias, y una Espada y hábito de Santiago en el otro, con un letrero que dice–«Aqui yace Diego Fernandez el caballero de Posada»–. En este mismo sepulcro se halla enterrada tambien DĒ María de Nava, mujer de Diego Fernández.–«que fue hijo de Ferdinando Sabinos, é que con él fundó dicho monasterio, y tambien la casa solariega de Posada» .

Siendo el monasterio de San Antolín el mas antiguo que tuvo la congregación de San Benito en España segun Carvallo y el Padre Morales, y atribuida su fundación al Conde Muñazan hijo de D. Rodrigo álvarez de Asturias en fines del siglo diez, no es aventurado suponer que Diego Fernández el caballero de Posada que nació en fines del siglo once, más que fundador, haya sido protector o bien hechor del monasterio, y que costease los sepulcros en que él y sus descendientes habian de descansar. Lo cierto es que los dueños de la casa de Posada estuvieron siempre en posesión de dichos sepulcros. Y decimos que Diego Fernández nació en el siglo once, por que segun Carballo, asistió al concilio de Prelados y ricos?homes del reino, que se celebró en la ciudad de Oviedo el año de mil ciento quince, convocado por la Reyna Doña Urraca, a fin de buscar remedio a la escesiva licencia que surgió con ocasión de las revueltas entre esta Señora y su hijo Don Alfonso, consecuencia de la cual, los soldados y personas poderosas se iban desmandando a robar y oprimir a los que podian menos y aun a robar y violar los templos.

En el libro segundo se continuará la genealogía y linaje de esta casa hasta el siglo diez y seis.

Volver al inicio del capítulo
www.llanes.as