Apuntes de Llanes

← Carriles • • Índice • • Vidiao →

XLVI. Riego

(Capítulo X, Libro III)

En las casas de Ayuntamiento de la villa de Llanes, a dichos veinte y siete dias de dicho m es de Marzo de mil setecientos trece años, estando en el ellas su merced el señor don Juan Francisco de Posada. Juez, en virtud del auto por su merced expedido el dia catorce de el presente mes y año, hizo comparecerá su presencia a Marcos Rubin de Noriega, a Juan de Posada y a Francisco de Molleda vecinos de el lugar de Riego de este Concejo, para que los susodichos como vecinos de los más ancianos de dicho lugar, que está incluso en la parroquial de San Acisclo de Pendueles, distingan, dividan y apeen todos y cualesquiera términos comunes, realengos y valdíos que haya dentro de los de dicho lugar y omitiendo en todo los términos litigiosos de el término y caserías de San Tiuste, en virtud de la consulta hecha a el señor don Antonio José de Cepeda y respuesta de su señoría a su continuación dada, que uno y otro está en estos autos, para cuyo efecto, de mandado de dicho señor Juez y por mi Escribano, se les puso patentes y de manifiesto a dichos vecinos, dicho auto general, privilegio, donación, apeo antiguo que esta villa y su Concejo tiene, y dicha consulta; y habiendo los susodichos visto dichos instrumentos y enterados de el contenido de ellos, sin embargo que dicho Martin Rubin de Noriega y dicho Juan de Posada tienen jurado el dia diez y nueve de el mes de Octubre de el año próximo pasado de mil setecientos y doce de mandado de dicho señor Juez, estando en el cementerio de la Iglesia parroquial de San Acisclo de Pendueles, esto no obstante, dicho señor Juez, nuevamente tomó y recibió juramento de dichos vecinos, y de cada uno de por sí, debajo de el cual prometieron de dividir, y distinguir, y apear dichos términos comunes, realengos y baldíos, que únicamente a dicho lugar de Riego pertenecen, omitiendo en todo lo litigioso de dicho término de San Tiuste segun se les manda; y en virtud de dicha consulta y su respuesta, en cuya virtud, debajo de dicho juramento digeron: Que dicho lugar de Riego confina y tiene sus términos por la parte de el Vendaval con el lugar de Puertas; Y por la parte del Norte dicho lugar confina con el mar bravo. Y por la parte de el Nordeste confina y tiene sus términos con el lugar de Vidiao. Y por la parte de el Sú confina con los términos de la jurisdición de Peñamellera aguas vertientes a Peñamellera. Y por dicha parte de el Nordeste, dicho lugar tiene sus términos con los de dicho lugar de Vidiao do dicen la Espina de la Moria, a la peña ahuracada, al cueto de Maragotedo, y a la ermita de San Roque, y a la riega de el Podon: y por dicha parte de el Vendaval, confina dicho lugar con el dicho de Puertas do dicen el carril de hacia Llarandi, y peña de Sonoceda, al cueto de el Llago, el mojón de Arbueno, la riega de la Salce, el portillo de riego conforme vá a la riega de el Doredal y Cardaleñas hasta topar con la dicha jurisdición de Peñamellera. Y declararon, que dentro de dichos términos hacia la parte de el Norte de dicho lugar hay un cueto que llaman la Moriya, el cual es de peñas y poca tierra y lleva árgomas, es bravío y propio de los vecinos de dicho lugar. Y que así mismo declararon que, de la parte de el Sub de dicho lugar hasta confinar con dicha jurisdición de Peñamellera, y desde la riega de el Doredal hasta la riega de Perestrella, hay muchas cuestas, riscos, peñas y montes, en los cuales montes hay algunos prados, casas y cabañas, las cuales son propias de diferentes vecinos de dicho lugar y más de este Concejo: y que hay así mismo al pié de dichas cuestas algunos castañedos, y que todo lo demás que hay desde dicho lugar hasta dicha jurisdición de Peñamellera, y entre dichas dos riegas, es comun a los vecinos de dicho lugar y mas de este Concejo en virtud de dicha donación, escepto dichos prados, casas y cabañas, castaños y otros árboles; y que todo lo demás que hay dentro de los términos de dicho lugar roto por romper, cerrado y por cerrar, plantado y por plantar, es propio de los vecinos de dicho lugar y más de este Concejo, segun siempre lo han visto, oido y entendido, y que no saben que persona alguna de inmemorial tiempo a esta parte se haya apoderado de término comun alguno que haya dentro de los de dicho lugar, y que todo es la verdad para dicho juramento que fecho tienen en que se afirmaron, y habiéndoseles vuelto a leer esta su deposición, en ella se ratificaron, y digeron ser de edad el dicho Marcos Rubin de cincuenta y siete años, y el dicho Juan de Posada de cuarenta y seis años, y el dicho Francisco Molleda de treinta y seis años todos poco más o menos, y con dicho señor Juez lo firmaron, escepto dicho Juan de Posada que dijo no saber, de todo lo cual yo escribano doy fe.= Don Juan Francisco de Posada.= Francisco de Molleda. = Marcos Rubin de Noriega. =Ante mí, Manuel García y Noriega.

Volver al inicio del capítulo
www.llanes.as