Apuntes de Llanes

← Cáp. 6 • • Índice • • Cáp. 8 →

Capítulo VII, Libro IV.

Últimos poseedores de la casa de la Espriella

I. Don Antonio de Mier.

Don Antonio de Mier y Mioño, dueño y señor de la antigua e ilustre casa de la Espriella, hijo primogénito de don Martin de Mier y la Espriella y de doña Juana Mioño Brabo de Hoyos, su mujer, nieto de don Cosme de Mier y Salceda y de doña Francisca de la Espriella y Rivero, casó de primer matrimonio con doña Josefa Bermudez, hija legítima de don Pedro Bermudez Rivadencira, de una distinguida familia de Santiago de Galicia, donde tenía su casa solariega, y tuvo por sus hijos legítimos a don Rafael, a don Martin y a don José de Mier Bermudez.

De segundo matrimonio casó don Antonio de Mier con doña Juana de Inguanzo Rivero, de quién no creó familia.

Cuando aquellos tres hermanos contaban apenas diez y nueve, diez y siete y quince años de edad respectivamente, fue declarada la guerra al francés, el 2 de Mayo de 1808 en Madrid, y el 26 del mismo mes y año en la capital de Asturias; y el don Antonio de Mier y Mioño su padre, viendo que por su ancianidad y achaques, ningun servicio podía prestar a la patria, tuvo el mayor arranque de abnegación y heroismo, ofreciéndola sus tres citados hijos, a quienes armó, equipó y obligó a ir a la pelea contra el francés invasór, acompañados cada uno de su respectivo criado.

Todos se portaron como héroes.

El primero, don Rafael, murió con gloria en el campo de batalla: los otros dos hermanos hicieron toda la campaña, asistiendo en el cuarto ejército a la batalla de San Marcial, y a la última sangrienta y gloriosa librada el diez de Abril de 1814 a la vista de Tolosa de Francia.

El don Martin, murió después de la guerra, sin tomar estado, y siendo Comandante.

Don José que sobrevivió, quedó como dueño y poseedor de las casas y mayorazgos de su padre.

II. Don Jose de Mier

Don José de Mier Bermudez, sucesor en las casas y vínculos de La Espriella, Sánchez de Buelna, Estrada de Caldueño, Gutierrez de Hotoria, en Llanes, y Salceda en Liévana, se retiró del servicio de las armas, siendo oficial del segundo Regimiento de Infantería de Asturias, y ostentó en su pecho, durante su vida, la cruz de distinción ganada en la última jornada contra los franceses, creada por Real Orden de 30 de Enero de 1824.

Dedicado esclusivamente al cuidado y mejoramiento de sus propiedades y posesiones se complacía también en socorrer a los necesitados, hacer en general cuantos bienes le era posible, servir de padre en los infortunios de sus convecinos y de Juez en sus contiendas que siempre cortaba entre ellos al nacer: su memoria ha de durar muchos años.

Fue individuo de la junta general, instalada el primero de Mayo de 1818 en la sala capitular de la Santa Iglesia Catedral de Oviedo, y casó con doña Vicenta de Antayo y Heredia, hija segunda y legítima de don Vicente de Antayo, General de los Ejércitos Nacionales, Marqués de Vista Alegre, y de doña Catalina de Heredia y Tineo su muger, de la casa y familia de Heredia, una de las más principales e Ilustres de Asturias.

De su matrimonio tuvo por hijas legítimas a doña Vicenta y a doña Amalia de Mier y Antayo.

La doña Vicenta, casó con don Pedro de Junco y Prieto, dueño y poseedor de la antigua casa de Junco, en Ribadesella, y falleció antes que su señor padre, lo mismo que una niña que habia tenido de su matrimonio, que tambien falleció a los diez y ocho meses de haber nacido.

La doña Amalia de Mier y Antayo, casó con don José Bernardo de Quirós, Peon, Venabides y Vereterra, Doctor en jurisprudencia de la Universidad central, ex–Alcalde constitucional, Juez municipal de Llanes repetidas veces, y Diputado provincial en cinco elecciones, hijo de don Francisco Bernardo de Quirós y Venavides. señor del coto de Cain, Coronel retirado de la Guerra de la independencia y Senador del Reino, y de doña Juana Peon y Vereterra de la casa de Peon y Heredia de Villaviciosa: tuvo por sus hermanos a don Francisco Bernardo de Quirós y Peon ex–diputado provinciál siete veces, y Gentil hombre de cámara de S. M.; a don Miguel; a don Antonio, Teniente Coronel de Infantería, condecorado con varias cruces de distinción en la primera guerra civil: y por el segundo matrimonio que su padre contrajo con doña Concepción Peon y Vereterra hermana de la primera muger, tuvo también el don José por hermanos a don Tomás y doña Rosalía Bernardo de Quirós y Peon.

Los dichos don José y doña Amalia de Mier y Antayo, poseedores hoy de los vínculos y propiedades de su padre don José de Mier Bermudez, viven actualmente en esta villa de Llanes, en la casa llamada de los cuatro cantones que fue de don Juan Pariente, y en la que se hospedó el Emperador Carlos V los dias 26, 27 y 28 de Septiembre de 1517; teniendo larga sucesión en sus hijos legítimos, don Federico Bernardo de Quirós y Mier, Licenciado en derecho, ex–diputado provinciál y Senador del Reino, casado con doña Maria Josefa Argüelles; doña Estefanía, casada con don Ramon Faes y Valdés Bernardo de Quirós, Licenciado en derecho y ex–diputado provinciál cuatro veces: doña Adela, casada con don José Saro y Rojas, Abogado, ex–promotor fiscal, y ex–diputado provincial dos veces; don Eudosio, Abogado, Diputado Provincial, empleado que fue en Gobernación y que vive soltero: D. Francisco, Licenciado en derecho también soltero: don Rafael, casado con doña Maria del Consuelo Bustillo y Mendoza: doña Maria de la Concepción, viuda de don Antonio Pelayo y Lopez del comercio de Gijon; y don José, oficial de Marina al servicio en la Real Armada, y soltero.

Volver al inicio del capítulo
www.llanes.as