Portal de Llanes

Covadonga

Santa Cueva

Real Sitio de Covadonga.

Etimológicamente Covadonga proviene del latín "Cova Dominica" y significa cueva de la señora. Esta expresión latina cova dominica paso a las lenguas romances con diversas transformaciones: covadominca,covadomnca,covadonca, covadonga.Las pautas evolutivas que han llevado a esta transformación son las mismas a las que obedece la Asturicas-Astorga, domínicus-domingo, o de famelicus-jamelgo. La palabra Covadonga está adscrita al mismo nacimiento del español, según afirma Pérez de Ayala.

Cueva Santa, donde se encuentra la imagen de la Santina.

Sobre la leyenda de Covadonga dice la Crónica del rey Alfonso III el Magno (866-910) en la versión de Ramón Menendez Pidal "Pero Dios hizo que las piedras lanzadas por las catapultas, al llegar al altar de la Santa Virgen María, retrocedían y mataban a los sarracenos".

Una de las cascadas que se forman bajo la cueva, junto a la Escalera de la Promesa.Hasta 1777 la cueva estuvo recubierta de madera, pero un incendio destruyó la talla original y todas las joyas y objetos que allí se encontraban. La imagen que puede observarse en la actualidad es del siglo XVI y fue donada por el Cabildo de la catedral de Oviedo en 1778.

En la cueva encontramos dos sepulcros, el primero el de Don Pelayo, que inicialmente fue enterrado en la capilla de Santa Eulalia de Abamía, y que fue trasladado en tiempos de Alfonso X el sabio a la cueva. Más olvidado y escondido se encuentra el sepulcro de Alfonso I, casado con la hermana de Don Pelayo.

La actual capilla, se construyó en el siglo XX, en la década de los cuarenta con estilo románico por el arquitecto D. Luis Menéndez Pidal.

A la entrada del túnel que conduce a la cueva, se encuentra una inscripción en al que puede leerse:

"Aquí en el Monte
Auseva, morada
inmemorial de la Virgen
renació la España de
Cristo con la gran
victoria de Pelayo y
de sus fieles sobre los
enemigos de la Cruz
Años 718-722." .

La Escalera de la Promesa es lo único que llegó a construirse de lo proyectado por Ventura Rodríguez que con 101 peldaños asciende por encima del estanque hasta la cueva. En el primer descanso se encuentra otra placa con la siguiente incripción:

Aquí en Covadonga, donde Pelayo inició
la Reconquista e hizo posible la unidad nacional,
la Delegación Provincial del Ministerio
de Información y Turismo y la CITE de Asturias,
dedican este recuerdo como permanente homenaje
a los Reyes Católicos, Isabel y Fernando,
en el V Centenario de su matrimonio.

Aunque la tradición anda ya muy perdida, no sería extraño encontrar en la escalera algún devoto subiéndola de rodillas, o con los brazos en cruz, cumpliendo su promesa a la Santina.

Sobre el dintel de la puerta en la que termina la Cueva se lee una inscripción en caracteres dorados:"Aquí, al nombre de la madre de dios, de entre las rocas, sobre las cumbres surgió España". La puerta es de hierro forjado dispuesta sobre los tres frentes.

Subir al principio del Documento
www.llanes.as